Por el dinero del FMI, Luis Caputo le reza al jueves 13

Getting your Trinity Audio player ready...

El próximo jueves 13 de junio el Board del Fondo Monetario Internacional (FMI) tiene previsto discutir la aprobación de lo que fue la octava revisión del programa con la Argentina, el cual ya cuenta con el ok técnico y se descuenta que aprobará. 

De esta manera habrá luz verde para recibir el desembolso de aproximadamente unos US$800 millones que el Banco Central espera con ansias para engrosar sus reservas. 

De hecho, los cuadros técnicos destacaron el sobrecumplimiento de las mismas, no sin antes pedir mejor calidad en el ajuste, algo que ayer volvió a recalcar Julie Kozack durante su habitual conferencia de prensa en Washington.

La noticias se demoró más de la cuenta. De acuerdo con un informe de la consultora 1816, en caso de que haya aprobación el jueves próximo como se estima, la distancia entre lo aprobado por el staff técnico y el visto bueno del directorio del Fondo sería la mayor desde el inicio de las revisiones del inicio del crédito en la Era Macri: 31 días. 

El ingreso de las divisas será muy positivo para las arcas del Banco Central que cada vez tiene mayor trabajo en acumular divisas mediante compras en el mercado. Esta semana solo se hizo con 99 millones de dólares, debió vender en 2 de las 5 ruedas y viene bajando el ritmo de acumulación semana a semana.

Las compras netas de divisas por intervención en el mercado de cambios, que promediaban US$ 150 millones diarios a mediados de mayo, a principios de junio promedian menos de US$ 50 millones diarios.

Según las estimaciones de la consultora LCG, el proceso de acumulación de reservas resulta más lento de lo esperado.  “En la medida que esta dinámica se sostenga podrán vivirse renovadas tensiones en el mercado de cambios, sobre todo si se sostiene el crawl de 2% sobre el dólar oficial”, sostuvieron.

También mirando el segundo semestre, indicaron que “hay que tener en cuenta que, es coincidente con una menor disponibilidad de reservas por la cosecha, y  recaen mayores pagos de deuda: US$ 140 Millones netos con el FMI, US$ 2.700 millones con privados por pagos de Globales y Bonares, US$ 865 millones por los primeros vencimientos de Bopreales y ahora la incertidumbre  de  la cancelación parcial (o total) del swap con China (unos US$ 4.900 millones).

*Juan Manuel Rodríguez para NA

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com