El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, determinó que el uso del barbijo será optativo en todos los niveles escolares a partir del próximo lunes, de acuerdo a la baja de casos de coronavirus.

El tapaboca dejará de ser obligatorio, con el objetivo de mejorar el «bienestar socioemocional» de los chicos al recuperar las dinámicas en las aulas y los vínculos con sus docentes y sus compañeros, afirmaron desde el Gobierno de la Ciudad.

A partir del contexto sanitario actual que refleja un descenso del 65% en los nuevos casos diarios respecto a ese momento, la idea de la Ciudad es dar un nuevo paso para que los chicos puedan asistir a clases con normalidad.

Fuentes del Gobierno porteño indicaron que la decisión fue tomada por especialistas de los ministerios de Salud y Educación porteños en base a dos ejes centrales.

Por editor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *