Gracias al voto de Victoria Villarruel, el Senado aprobó en general la ley Bases

Getting your Trinity Audio player ready...

El Senado definió la suerte de la Ley de Bases, en medio de un clima de tensión dentro y fuera del recinto. En el hemiciclo senatorial, el nerviosismo se reflejó por el ajustado “poroteo” con el que oficialismo encaró la votación en general. En tanto, fuera del Congreso de la Nación se produjeron serios incidentes entre las fuerzas de seguridad federales y manifestantes de izquierda y sindicatos afines al kirchnerismo. 

Hoy vimos dos Argentinas: una violenta, que incendió autos y que arrojó piedras, y que debate el ejercicio de la democracia; y otra, la de los trabajadores, que está esperando con mucho dolor y sacrificio que se respete la votación que en noviembre del año pasado eligió un cambio”, afirmó la Vicepresidenta en medio de abucheos por parte de senadores opositores.

En tanto, el gobierno de Javier Milei celebró“la histórica aprobación” de la Ley Bases en el Senado, luego de una maratónica sesión en el Senado que debió definir la vicepresidenta Victoria Villarruel.

A través de un comunicado, publicado en la red social X, la Oficina del Presidente (@OPRArgentina) destacó que la aprobación “es un triunfo del pueblo argentino y el primer paso hacia la 
recuperación de nuestra grandeza, habiendo aprobado la reforma legislativa más ambiciosa de los últimos 40 años”.

“El Poder Ejecutivo destaca la labor patriótica de los Sres. senadores que aportaron su voto positivo a la aprobación de esta ley, y espera seguir contando con su compromiso para dejar atrás la política del fracaso y la miseria”, añadió el parte.

Además, en la nota se anticipa que “el presidente convocará a gobernadores, ex mandatarios y legisladores que apoyaron la Ley Bases, y también a los líderes de los principales partidos a abandonar las viejas recetas del fracaso, olvidar las diferencias políticas y abrazar las ideas de libertad y establecer diez políticas refundacionales para devolverle el futuro a los argentinos”.

“Este proceso culminará con la firma del Pacto de Mayo, un compromiso histórico para sacar a la Argentina del pozo en el que la han sumido las vendettas personales, los intereses mezquinos y 
la ideología pobrista de los últimos cien años”.

Más cambios en el dictamen de mayoría

El debate de la ley de Bases inició pasadas las 10 de este miércoles con la lectura por parte Abdala del dictamen de mayoría. En su alocución, el senador riojano expuso las primeras modificaciones que realizó el oficialismo para contentar a varios legisladores dialoguistas, pero que iban a votar contra las facultades delegadas y el capítulo de privatizaciones

Las compañías estatales que quitaron fueron Aerolíneas Argentinas, Correo Argentino y Radio y Televisión Argentina (RTA). Otro cambio fue la prohibición de la disolución de los organismos de cultura en el artículo 3. Más tarde, ya entrada la noche, profundizó en más retoques, pero esta vez en el cuestionado Régimen de Incentivo para Grandes Inversiones (RIGI) referidos a la liquidación de divisas, entre otros. Otro punto en el que el oficialismo debió ceder es en el plano previsional. 

En esta línea, la senadora cordobesa Alejandra Vigo propuso la eliminación del capítulo alusivo y la Casa Rosada aceptó. De esta manera, se mantendrá la moratoria que permitía hacer un plan de pagos para comprar aportes para llegar hasta los 30 años, y se elimina el mecanismo para jubilarse cobrando una prestación proporcional menor al haber mínimo.

El Gobierno también accedió a incluir un artículo para que se terminen las obras públicas que estuvieran ejecutadas en un 80 por ciento o que cuenten con financiamiento internacional para su concreción, en un claro guiño a Lousteau, dado que fue un expreso pedido del correligionario.

Incidentes en las inmediaciones del Congreso

Mientras transcurría el debate en el recinto, manifestantes de izquierda, movimientos sociales y sindicatos con terminales en el kirchnerismo fueron reprimidos por efectivos de fuerzas federales, protagonizando una batalla campal en las inmediaciones del Congreso de la Nación. Tanto fue que cinco diputados de Unión por la Patria (UxP) fueron afectados por los gases lacrimógenos arrojados por la Policía Federal.

En ese marco, una de las imágenes más dramáticas del día se registró cuando un grupo de manifestantes dio vuelta un auto del móvil de Cadena 3 y posteriormente lo prendió fuego. Al menos 18 personas, entre ellas 16 hombres y dos mujeres, fueron detenidas por haber estado implicadas en los incidentes. 

De hecho, el senador Eduardo de Pedro (Buenos Aires) pidió un cuarto intermedio, que fue concedido por Villarruel a regañadientes, para interpelar al jefe del operativo. Los legisladores de UxP afectados fueron Carlos Castagnetto, Leopoldo Moreau, Luis Basterra, Juan Manuel Pedrini y Eduardo Valdés. Todos fueron hospitalizados. Esos diputados realizaban un acto frente al Palacio Legislativo. 

Los uniformados, que realizaban un doble cordón para rodear el edificio parlamentario. Del operativo participaban, además de la Policía Federal, efectivos de Gendarmería Nacional y Prefectura Naval, varios de los cuales fueron atacados a pedradas por los manifestantes que se oponían al progreso de la Ley de Bases en el Congreso.

Manifestantes de izquierda y movimientos sociales, y efectivos de fuerzas federales protagonizaron hoy momentos de tensión frente al Congreso, en momentos en que se trataba en el Senado el proyecto de la Ley de Bases, mientras que arrojaron gases lacrimógenos que afectaron, entre otros, a cinco diputados kirchneristas, quienes debieron ser asistidos por servicios de emergencia.

Los legisladores de Unión por la Patria Carlos Castagnetto, Leopoldo Moreau, Luis Basterra, Juan Manuel Pedrini y Eduardo Valdés fueron hospitalizados tras los incidentes ocurridos por la tarde frente al Congreso, mientras en el Senado se trataba la Ley Bases que impulsa el gobierno de Javier Milei.

Esos diputados realizaban un acto, cuando se produjeron choques entre fuerzas federales, que arrojaron gas pimienta, y manifestantes en las inmediaciones del edificio legislativo.

Los uniformados, que realizaban un doble cordón para rodear el edificio parlamentario, arrojaron algunos gases lacrimógenos contra los manifestantes en la intersección de las avenidas Callao y Rivadavia, donde se produjeron forcejeos.

Del operativo implementado por el Ministerio de Seguridad de la Nación participaban, además de la Policía Federal, efectivos de Gendarmería y Prefectura.

“Empezamos a caminar hacia la Plaza y empezó a acercarse gendarmería y la Policía a rodearnos y a tirar gases”, se quejó la diputada Cecilia Moreau, hija de Leopoldo Moreau, en declaraciones a la prensa.

“Nos identificamos como diputados y la respuesta fue tirarnos gases”, lamentó por su parte su compañero de bancada Pedrini.

Los cinco diputados afectados en los ojos por los gases recibidos debieron concurrir al Hospital Oftalmológico Santa Lucía. 

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com