¿Cómo sigue la campaña de Patricia Bullrich?

Getting your Trinity Audio player ready...

Mientras Patricia Bullrich busca hacer pie en la campaña electoral, luego de la sorpresa que dio Javier Milei en las PASO, las heridas que dejó la interna dificultan las negociaciones dentro de Juntos por el Cambio y, en algunos territorios, peligra la unidad. Por ejemplo, en la ciudad de Buenos Aires, Martín Lousteau y Jorge Macri mantienen una relación tensa y distante desde que la UCR quedó fuera de la fórmula porteña.

Bullrich inició una semana enfocada a ocuparse de las dos temáticas que protagonizan la elección: inseguridad y economía. Para la primera, retomó las recorridas por las zonas más afectadas por los delitos y crímenes. De hecho, estuvo en Rosario y prometió enviar 5 mil gendarmes, en caso de ganar las elecciones.

Para reforzar su perfil económico, este jueves oficializó a Carlos Melconian como su futuro ministro de Economía. En el equipo halcón entienden que es un área que la ex ministra de Seguridad no maneja con soltura y, en paralelo, es el capital más importante con el que se impone Milei entre sus seguidores.

Pero el punto más sensible que enfrenta Bullrich en su carrera por llegar al balotaje es la profunda interna que atraviesa Juntos por el Cambio. Si bien este miércoles fue recibida por Gerardo Morales en el Comité Nacional de la UCR, con el objetivo de dar una señal de unidad, en el PRO reinan los enfrentamientos y rencores.

Pese a que Horacio Rodríguez Larreta se comprometió a trabajar para que Bullrich sea presidenta, son contadas las muestras y gestos de apoyo. Se debe a que el ala moderada de la coalición opositora quiere hacer valer el caudal de votos que cosechó el pasado 13 de agosto. Por su parte, los halcones están dispuestos a dar vuelta la página, pese a los resquemores del pasado, y convocar a las palomas a todas sus actividades. Por ese motivo, además de la foto de Bullrich con Morales, preparan otras actividades para afinar la estrategia electoral.

De hecho, en la noche del miércoles, Maximiliano Abad convocó a una cena en el Comité Provincia, donde recibió a dirigentes bonaerenses y de peso de Juntos por el Cambio. La cena se convirtió en el primer encuentro tras protagonizar días de enfrentamientos y acusaciones cruzadas por el escrutinio definitivo. Santilli decidió esperar los números finales para ponerse a disposición de la campaña de Bullrich y Grindetti, los ganadores de las PASO de agosto. Si bien “El Colo” no creía posible revertir el resultado, consideraba que los datos oficiales serían determinantes para la conformación de listas en la categoría de legisladores bonaerenses y concejales.

De todos modos, esta semana Santilli reconoció la derrota durante un almuerzo que tuvo con Grindetti el lunes pasado. Además, este miércoles difundió un video con la ex ministra de Seguridad en el que expresó: “Patricia Bullrich es nuestra candidata a presidenta y yo vengo acá a poner todo mi cuerpo, todo mi equipo y todas las ganas para lograr ese objetivo”.

Donde la interna no termina de cerrarse es en la ciudad de Buenos Aires. Jorge Macri designó a Clara Muzzio, referente del PRO, como su candidata a vicejefa de gobierno, decisión que molestó a Lousteau, quien postulaba para ese puesto a Mariela Coletta, titular de la UCR porteña.

En Evolución creen que el macrismo busca apartarlos del futuro gobierno, recuperar la ciudad para el núcleo duro de Pro y luego pactar una alianza postelectoral con los libertarios porteños de Javier Milei. “Jorge no tiene ninguna intención de replegarse sobre el núcleo duro de Pro y romper nuestra relación con los socios de la coalición”, responden cerca del ex intendente de Vicente López.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com