Comienza a regir la nueva tarifa del subte

17-08-2021 Buenos Aires: Once estaciones de subterráneos, incluida 'Piedras' (foto), quedaron habilitadas hoy en la ciudad de Buenos Aires, por lo que ya están en funcionamiento 80 de las 90 totales, como parte del proceso de reaperturas tras las restricciones para mitigar el avance del coronavirus, según se informó oficialmente. Foto: Pablo Añeli/dil

Desde el viernes 23 de septiembre comenzará a regir el nuevo cuadro tarifario aprobado por Subterráneos de Buenos Aires S. E. (SBASE). Así, el boleto en el subte pasará a costar $42 mientras que el del Premetro valdrá $15. 

La modificación del cuadro tarifario fue tratada y aprobada en la audiencia pública celebrada el 26 de agosto, con el objetivo de seguir garantizando el mantenimiento y correcto funcionamiento del servicio, y en línea con la actualización tarifaria implementada por el Gobierno nacional para el resto del transporte público del AMBA.

La actualización responde a la variación de la tarifa técnica, que refleja el costo de la explotación del servicio. Desde la última presentación, estos costos se incrementaron un 159%. Esta situación sumada a la caída de la demanda como consecuencia de la pandemia – actualmente, se está alrededor del 70% de la cantidad de pasajeros de 2019 – hace necesario ajustar el boleto para garantizar el buen funcionamiento del servicio y orientarse a un sistema de transporte público sustentable. En ese sentido, cabe señalar que el año pasado, con la venta de pasajes, se cubrió solo el 8% y hoy representa solo el 14%.

Por un lado, continuará vigente el descuento de la RED SUBE y el beneficio para pasajeros frecuentes. Así, mientras el usuario más viaje se le aplican automáticamente descuentos de 20%, 30% y 40% una vez que se superen los 20, 30 o 40 viajes mensuales respectivamente.

Además, seguirán en curso los pases para jubilados y pensionados, y para personas con discapacidad, para personas trasplantadas y en lista de espera –todos ellos pueden viajar gratis-, el boleto estudiantil –que también es gratuito-, y los abonos social, maestro y estudiantil, para alumnos de escuelas secundarias y terciarias.

El abono social está destinado a beneficiarios de planes sociales administrados por el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, del programa Ciudadanía Porteña; beneficiarios del Plan Jefes y Jefas de Hogar; personas en situación de desempleo crónico o recurrente; personas que acrediten poseer ingresos familiares que se encuentren por debajo de la canasta básica familiar que publica el INDEC; personas que acrediten encontrarse en situación de indigencia; beneficiarios del subsidio por la tragedia de Cromañón; excombatientes de Malvinas; aquellos grupos identificados por normas vigentes de la Ciudad de Buenos Aires con necesidades especiales o en situación de alta vulnerabilidad social.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí