Científicos rechazan propuesta de Milei de cerrar el Conicet

Getting your Trinity Audio player ready...

La propuesta hecha pública por el candidato presidencial de La Libertad Avanza, Javier Milei, de privatizar el Conicet y eliminar el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación fue rechazada hoy por funcionarios y especialistas del área, quienes aseguraron que se trata de una iniciativa que “muestra una ignorancia enorme” y “la vocación colonial” del proyecto de país que plantea quien se impuso en las primarias del pasado domingo.

“Milei muestra una ignorancia enorme y la vocación colonial de su proyecto de país. Lo que no produce nuestra gente hay que comprarlo afuera y, cuando uno compra, la mayor parte de los recursos se van del país. Los países que él debe admirar y que llama libres son los que más invierten en ciencia y tecnología”, afirmó el ministro de Ciencia, Daniel Filmus, en declaraciones a Télam Radio.

Después de haber conseguido el 30% de los votos en la PASO presidenciales, Milei insistió en su idea de eliminar “varios” ministerios por considerarlos “curros”; entre los que mencionó el de Ciencia, pero también aseguró que privatizaría al Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet). 

“Que quede en manos del sector privado. ¿Qué productividad tienen? ¿Qué han generado?” sus investigadores, se preguntó ayer el candidato presidencial de LLA en una entrevista con el canal televisivo La Nación+.

Ante una lámina que reproducía el organigrama del Estado, Milei fue tachando con un marcador qué ministerio y organismo eliminará si gana las elecciones generales del 22 de octubre próximo y llega al Gobierno.

Para Filmus, las afirmaciones hechas por Milei demuestran “un desconocimiento total del área” porque, en 2022, el tercer sector productivo con más exportaciones del país fue la economía del conocimiento, con ingresos por 7.000 millones de dólares.

Además, comentó Filmus, la “fuerte” inversión estatal en ciencia y tecnología, por medio de organismos como el Conicet, “también tracciona” la actividad del sector privado.

“Me gustaría saber en que país del mundo se ha desarrollado, crecido y generado trabajo y soluciones para su gente sin el papel de la investigación. Nosotros articulamos inversión privada y pública para una Argentina más productiva y para que no haya que rezar que no haya sequia como único camino para tener dólares”, explicó Filmus.

En su cuenta de Twitter, el ministro de Ciencia citó una frase del médico Bernardo Houssay, primer Premio Nobel argentino, en 1947, y presidente del Conicet: “Los países ricos lo son porque dedican dinero al desarrollo científico-tecnológico, y los países pobres lo siguen siendo porque no lo hacen. La ciencia no es cara, cara es la ignorancia”.

También la presidenta del Conicet, Ana Franchi, confrontó la afirmación de Milei al asegurar que el trabajo de los científicos del organismo que conduce “impacta en nuestras vidas todos los días”.

“En la pandemia, el Conicet desarrolló en un mes y medio kits de diagnóstico (de Covid-19) y de barbijos que se exportaron. Gracias a eso, entraron divisas y se generaron insumos de todo tipo que sirvieron acá y en el mundo. La ciencia y la tecnología son soberanía. No me imagino un país desarrollado que no invierta en ciencia y tecnología”, indicó la científica en declaraciones a Radio 10.

Franchi también le contestó a Milei que los desarrollos tecnológicos “tienen éxito porque no buscan productividad, sino mejorar la calidad de vida de la gente”.

Además, contó que quienes forman parte del Conicet estudiaron en las universidades públicas de todo el país, y se preguntó: “¿Vamos a darles un pasaje a Ezeiza a los científicos para que se vayan?”.

Las declaraciones del candidato presidencial de LLA motivaron también el rechazo de las autoridades de la Facultad de Ciencias Exactas de la Universidad de Buenos Aires (UBA), que se pronunciaron hoy “en defensa de la ciencia y la tecnología para el desarrollo nacional”.

“El candidato presidencial más votado en las PASO manifestó públicamente su intención de cerrar el Conicet y eliminar el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación. Estas medidas, entre otras similares de reducción drástica de las funciones del Estado, significarían un golpe mortal al proyecto de desarrollo para Argentina y un ataque frontal a las Universidades, ya que somos las y los investigadores un pilar clave para llevar el conocimiento a las aulas”, advirtieron desde la cuenta oficial de Twitter de la Facultad el decano Guillermo Durán y la vicedecana, Valeria Levy.

Quienes agregaron: “Ningún país del mundo ha logrado su desarrollo productivo sin una gran inversión pública en Ciencia y Tecnología. Ninguno. El camino es con más inversión y más compromiso del Estado para el sostenimiento del sector, y no al revés”, concluyeron.

En declaraciones al canal C5N, Roberto Salvarezza, exministro de Ciencia y extitular del Conicet, opinó que al hablar de “privatizar” al organismo de investigación, lo que Milei “hace es exhumar viejas propuestas de los 90, volver al pasado”.

“No hay ninguna duda de que, en el caso de que Milei sea elegido presidente, volveremos a tener una fuga de cerebros”, agregó Salvarezza.

Por su parte, Diego Golombek, biólogo especialista en cronobiología, señaló en sus redes sociales que “detrás de la carrera espacial, de tecnologías en comunicación, de los nuevos tratamientos en cáncer o en Alzheimer, del desarrollo energético, está el Estado. Detrás de las startups y del avance de las buenas ideas, está el Estado. Destruir estos desarrollos es, simplemente, destruirnos. Romper el futuro”.

Alberto Kornblihtt, biólogo molecular, advirtió que la propuesta de Milei “da desazón y tristeza. El candidato no conoce al Conicet. Tachó un ministerio y lo consideró innecesario. Eso no se lo vamos a permitir”.

La viróloga argentina Andrea Gamarnik, conocida por sus investigaciones relacionadas con el VIH, afirmó: “Soy investigadora del Conicet, viví 9 años en Estados Unidos y ganaba 10 veces más de lo que gano acá. Volví porque creo en un país más justo, en una sociedad más equitativa con oportunidades para los que menos tienen, para estudiar, desarrollarse y trabajar”. 

El bioquímico y doctor en Ciencias Químicas Gabriel Rabinovich posteó una imagen con la foto de Bernardo Houssay que reza “los países ricos lo son porque dedican dinero al desarrollo científico y tecnológico. Los países pobres lo siguen siendo sino lo hacen. La ciencia no es cara, es cara la ignorancia”.

El neurocientífico Fabricio Ballarini, recordó que “el Conicet y la ciencia argentina se encuentran en la élite. Sin ciencia no hay producción, no hay invocación productiva, no hay saltos en el conocimiento. En estos momentos Argentina, por ejemplo, está atravesando el boom de las startups. Sin científicos no habría cientos de proyectos para intentar resolver miles de problemas en salud, en ambiente, en energía”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com