El gobernador de Santa Fe, acorralado porque la Legislatura desde diciembre no le vota una ley de emergencia económica, decidió tomar el toro por las astas y -por decreto- salteó al poder legislativo y se autoconcedió «superpoderes» para revisar las deudas del Estado y, además, definir cuánto y cómo pagará la deuda.

Perotti hizo esa movida pese a que el jueves parece ser que finalmente el Senado, con mayoría peronista, tratará su proyecto de ley de Necesidad pública, por la que quiere declarar la emergencia económica, alimentaria y en materia de seguridad y salud, que le fue rechazado de plano por la principal fuerza de oposición, el Frente Cívico y Social (FCsS), dominado por el socialismo, que en diciembre perdió la gobernación tras 20 años de hegemonía sobre el PJ.

Por eso, apremiado por resolver el tema de la deuda, el inquilino de la Casa Gris  firmó un decreto por el que consolida la cesación de pagos a proveedores de servicios y contratistas de obra pública de la provincia y los somete a su arbitrio para redefinir el monto adeudado y reprogramar los pagos en planes mensuales, anuales y hasta plurianuales. Un virtual «default» santafesino.

Perotti se autoconfirió así «superpoderes» alegando la deuda hereda de la gestión de ex gobernador Miguel Lifschitz y, en momentos que persiste la fuerte tensión con esa fuerza política, que pide que el proyecto de ley de Necesidad pública sea dividido según las áreas que abarca y no en uno -una megaley-, lo cual implicaría «darle demasiadas poderes» a la Casa Gris.

Los escuderos del mandatario son los ministros de Gobierno, Esteban Borgonovo, y de Gestión Pública, Rubén Michlig, quienes encabezan el diálogo político con los legisladores oficialistas y opositores en busca de garantizar el tratamiento en la Cámara alta de las «herramientas» que Perotti considera clave para enfrentar la crisis.

En principio, la ley sería aprobada en el Senado, pero el problema está en Diputados, donde la mayoría la tiene el opositor Frente Cívico y Social.

Perotti, en tanto, insiste: «La ley de necesidad pública nos va a permitir contar con herramientas que nos ayudarán a atravesar la situación adversa en la que se encuentra la provincia. Contamos con el apoyo del Gobierno Nacional para poder estar más cerca de quienes lo necesitan», posteó en Twitter.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here